Competencia territorial penal

Autor:Jesús Mª Barrientos
Cargo del Autor:Magistrado y Presidente del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC)
 
EXTRACTO GRATUITO

La competencia es la atribución a determinados órganos judiciales de una determinada cantidad de jurisdicción respecto de determinados asuntos con preferencia a los demás órganos de su clase. Sus reglas tienen por objeto determinar cuál va a ser el Tribunal que va a conocer, con preferencia o exclusión de los demás, de un determinado procedimiento judicial por delito o falta. Si, en gran medida, podemos decir que la jurisdicción es la facultad de administrar justicia, la competencia fija los límites dentro de los cuales se ejerce tal facultad.

Los criterios competenciales a los efectos de la distribución de la concreta Jurisdicción son los de competencia objetiva, competencia funcional y competencia territorial.

El de competencia objetiva es el criterio para la distribución de asuntos entre los distintos órganos llamados a conocer de las causas penales en primera o única instancia.

La competencia funcional o competencia por el grado determina qué órgano deberá conocer el asunto según el grado o instancia, atendida la estructura jerárquica del sistema judicial. Puede tratarse de instrucción, primera o segunda instancia y casación.

La competencia territorial atiende al criterio de distribución objetiva de asuntos entre órganos judiciales que tienen la misma competencia objetiva, atendiendo como criterio preferente al del lugar de comisión del delito (forum loci delicti commissi).

Contenido
  • 1 Reglas de la competencia territorial en el proceso penal
    • 1.1 Determinación de la competencia territorial en el proceso penal del lugar de comisión del delito
    • 1.2 Reglas de aplicación subsidiaria de la competencia territorial en el proceso penal
  • 2 Normativa aplicable en la competencia territorial penal
  • 3 Jurisprudencia
  • 4 Ver también
  • 5 Recursos adicionales
    • 5.1 En doctrina
  • 6 Legislación básica
  • 7 Legislación citada
  • 8 Jurisprudencia citada
Reglas de la competencia territorial en el proceso penal

Una vez determinado a qué tribunal corresponde el conocimiento de una causa por delito o falta en función de la materia (p.e., terrorismo: Audiencia Nacional; cohecho: Tribunal del Jurado), de la gravedad de la pena (p.e., tráfico de drogas que causan grave daño a la salud: Audiencia Provincial), y de la persona (p.e., Diputado: Tribunal Supremo, Sala Segunda) deberá concretarse la competencia específica de cada órgano del mismo grado por razón del territorio, en función de la división territorial establecida en el art. 30 de la Ley Orgánica Poder Judicial (LOPJ) . La competencia territorial en el orden penal es de carácter imperativo y se determina ex lege. El art. 14 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LECrim) establece como criterio de atribución de la competencia territorial el del lugar de comisión del hecho delictivo (forum loci delicti commissi), con carácter prioritario, determinando, a continuación una serie de fueros subsidiarios.

Determinación de la competencia territorial en el proceso penal del lugar de comisión del delito

Pese a la aparente sencillez del fuero del lugar de comisión del delito, lo cierto es que en numerosas ocasiones su determinación reviste especial complejidad. Así, pese a que el criterio mayoritario del Tribunal Supremo es el de entender que el lugar de comisión del delito es aquél en el que éste se consuma, no siempre es fácil determinar dónde se produce dicha consumación. Tal dificultad se plantea, entre otros, en los siguientes casos:

  • Delito de detención ilegal (delito permanente) art. 163 del Código Penal (CP) , en el que se secuestra a la víctima en su domicilio en Barcelona, se la mantiene encerrada en Bilbao y, finalmente, se la libera en Madrid, donde se produce la captura del autor. ¿Dónde debe entenderse cometido el delito, dado que la consumación se está produciendo a lo largo de la duración de la detención?
  • Delito de calumnia del art. 205, CP , en el que la calumnia se escribe en Barcelona y se envía por correo a Lugo, donde llega a conocimiento de la víctima.
  • Delito continuado de apropiación indebida del art. 252, CP (en relación con el art. 74, CP ) , cuando alguna de las apropiaciones cometidas por un mismo sujeto se efectúan en Zaragoza, otras en Madrid y otras en Barcelona.

La Jurisprudencia, en orden a la resolución de estos problemas, que no aparecen siquiera apuntados en la LECrim , ha utilizado tradicionalmente tres teorías en orden a determinar cuál debe entenderse sea el lugar de la consumación del delito:

  • La teoría de la actividad, que considera lugar de la consumación el de la realización de la conducta típica.
  • La teoría del resultado, que lo identifica con el lugar de producción del resultado típico; y
  • La teoría de la ubicuidad, que considera válidos tanto el fuero del lugar de la realización de la acción como el de la producción del resultado. Esta última, dados los inconvenientes que presentan las dos primeras, es la que resulta de aplicación preferente por la Jurisprudencia, aunque “siempre con criterio relativo, de indudable matiz casuístico”, “que conduzca a la solución más adecuada”, en función de la estructura del...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA